Javier Hermoso de Mendoza
Javier Hermoso de Mendoza
INICIO - ARTICULOS - APELLIDO - ESTELLA.com.es - GALERIA DE ARTE - ENLACES - CONTACTO

PUENTES Y PASARELAS

El puente de la vía se va a demoler con retraso, y a pesar de ello ha cogido a nuestro ayuntamiento con los deberes sin hacer. Escuché el pasado lunes las declaraciones de la Bozal en la radio, y he leído lo que en la prensa han manifestado los vecinos. Llama la atención las evasivas y la pobreza argumental de nuestra alcaldesa, comparada con el análisis correcto que exponen los vecinos. ¿Es posible que alcaldesa y ayuntamiento, con sus equipos técnicos y dedicación exclusiva bien cobrada, no sean capaces de prever los problemas, y de buscar soluciones hasta que los vecinos se les echan encima? Está visto que sí, que es posible. Y lo es porque tienen preocupaciones ajenas a las del vecindario, y cuando los problemas se hace ineludibles, en vez de aportar soluciones quieren que sea el vecino quién se las dé, para, generalmente, no hacerle caso. Es demasiado evidente que, para nuestra alcaldesa, la construcción del puente ofuscaba su pensamiento por dos motivos: tenía que desquitarse del ridículo que hizo cuando el proyecto fue apeado del Plan Trienal, y no podía ser menos que Castejón: si su antecesor consiguió el puente de los Llanos, ¿cómo iba ella a quedarse sin su puente?

Sea como fuere, el asunto es muy sencillo y no admite otro orden: antes de derribar el actual puente debe resolverse el problema del paso alternativo. La construcción de éste puede esperar unos meses; la seguridad de los usuarios no admite evasivas ni dilaciones. Sobre todo, porque a los usuarios, y especialmente a jubilados y asilados, no se les puede llevar por un puente -el de San Juan- que carece de aceras adecuadas, ni por unas calles cuyas aceras, pasos de peatones y obstáculos añadidos dejan mucho de desear.

De las alternativas apuntadas, no me parece acertada la de trasladar la pasarela de la Chantona haciendo un apaño sobre la misma, sobre todo si el que lo hace es el responsable de la que se hundió. De optarse por una pasarela municipal, debe colocarse una adecuada al lugar, y colocarla para que quede ahí para siempre (el emplazamiento más adecuado sería colocarla donde termina el césped de las piscinas). Si es así, serán cuarenta millones bien aprovechados por su uso permanente. Dinero que debería ser financiado por el Gobierno de Navarra en la misma proporción que el puente.

Si se optara por la pasarela del Ejercito, piense Bozal que no debe ser tan difícil conseguirla. Si no hace muchos años, concejales socialistas consiguieron que el Ejercito colocara una pasarela -innecesaria- en Candelitera para habilitar una ruta del Camino de Santiago que no era tal, para una señora que farda de haber conseguido la reversión -que no es tal- de los terrenos del cuartel, no le debe ser difícil conseguir lo que otros, sin tantos avales, consiguieron hace poco.

Ahora que se ha cortado la circulación rodada por el puente de la Vía, se demostrará que todos los vehículos de la zona pueden utilizar el de San Juan sin problema alguno, lo que confirmará lo que vine a decir en la radio: la circulación rodada en el nuevo puente de la Vía puede ser conveniente, pero no es necesaria.

Nota: esta colaboración fue enviada a la prensa el 18/10/02, no siendo publicada. Con posterioridad a su envío, el concejal de EA Jaime Garín consiguió el compromiso del Ejército para colocar la pasarela, la cual, solicitada por el Alcaldía, se espera que pronto sea colocada.

ARRIBA © 2003-2005 Javier Hermoso de Mendoza