Javier Hermoso de Mendoza
Javier Hermoso de Mendoza
INICIO - ARTICULOS - APELLIDO - ESTELLA.com.es - GALERIA DE ARTE - ENLACES - CONTACTO

COBARDÍA

No por haberlo utilizado, voy a dejar de traer a colación un hecho que me viene como anillo al dedo. Cuando después de haberse beneficiado de la colaboración de Batasuna, la Alcaldesa destituyó a Urabayen de la comisión de La Mujer, no lo hizo en base a las razones de orden político o moral que se podía esperar, sino argumentando que la edil se había opuesto a la aprobación de los presupuestos. Como para ello le bastaba con un sólo voto, ¿significa que habría aceptado su aprobación con el apoyo de Batasuna? Evidentemente, no sólo en ese caso, sino en todos.

Recientemente Valencia armó la marimorena en el Almudí porque una de las aulas había utilizado modelos al natural. No se indigno por el cuerpo desnudo, lo cual le hubiera dado apoyos entre su electorado; lo hizo porque el modelo le parecía caro, dándonos a entender que, de ser baratos, no le importaría que con regularidad se utilizaran. Poco le ha durado al concejal la compostura: en estos habituales viajes a ninguna parte, ante las protestas de los alumnos se ha rectificado y abonado la factura.

A esa falta de valor para defender ideas y principios políticos y morales se le llama cobardía. Y cuando ésta aflora sobre la ruina de los principios, ¿qué les queda?, pues frustración y malestar que se compensa con servilismo ante los poderosos y con venganza y abuso de poder ante ciudadanos humildes o indefensos para los que se reserva el olvido, el desprecio y todo su poder coercitivo, pudiendo llegar hasta la manipulación de documentos.

Ante los poderosos se convierten en sumisos mandaderos. Hace un año, delante de Miguel Sanz la Alcaldesa señaló la posibilidad de obtener la Carta de Capitalidad para Estella. "Como cabeza de merindad, la ciudad está soportando una serie de cargas extras que le hacen merecedora de obtener este derecho", fueron sus palabras. A los pocos días recogió velas afirmando que "aunque no hay Carta de Capitalidad, sí recibimos ayudas para recompensar los servicios que se prestan a la Merindad" Ayudas que no concretó "debido a la preparación de los presupuestos que se está llevando a cabo" ¿Puede decirnos ahora, al cabo de un año, a qué ayudas se refería? ¿Qué dinero hemos recibido?

He observado que allí donde hay que reclamar a Palacio, nuestra Alcaldesa se arruga. Como el Gobierno no veía con buenos ojos el parque de la Agricultura de Dicastillo, nuestro ayuntamiento ha sido el único que le ha negado su apoyo. Cuando se vio que la Administración no apostaba por el parador de Iranzu, nuestra alcaldesa dejó de acudir a las reuniones junto con Yerri, Lezaun y Abárzuza. ¿Cómo se iba a oponer a la Consejera? Por eso, ante la carta colectiva que preparó la MAM, Bozal afirmó que "no tengo que firmar una carta en la que su presidenta [Mª José Fernández] sólo busca exceso de protagonismo. Desde esta alcaldía se está trabajando de otra manera: preparando un dossier a la consejera con posibles ubicaciones" ¿Puede decirnos que hay detrás de estos celos? Desde aquí la emplazo a que haga público el dossier, con fecha y firma, para que veamos la fortaleza con que defendió el parador. Con distintos argumentos, tampoco firmó la solicitud de los alcaldes de la zona para que Sanz explicara el por qué eligió que el polígono se ubique en Los Arcos. Todo muy coherente: ¿cómo van a defender los intereses de la ciudad si sólo defienden los suyos?

Nota: esta colaboración se publicó en el suplemento Merindad de Estella del Diario de Noticias, el 07/12/02.

ARRIBA © 2003-2005 Javier Hermoso de Mendoza